La Contribución de la Lectura

La Contribución de la Lectura

Esta contribuye a ser un mejor orador. Como dijo Cicerón, "a hablar no se aprende hablando, sino leyendo". Lejos de la imagen solitaria e introvertida con la que se identifica al lector, lo cierto es que estas personas desarrollan más sus habilidades comunicativas que los individuos que no tienen el hábito de leer, ya que al enriquecer el vocabulario y mejorar nuestras gramática aprendemos también a hablar adecuadamente. Además, hacer un correcto uso del lenguaje está bien valorado socialmente. Por ello, quienes nutren su razonamiento mediante el hábito de leer son percibidos por los demás como personas con gran capacidad de liderazgo y son más apreciado profesionalmente.