El Palacio de Bellas Artes

El Palacio de Bellas Artes

Fue construido por encargo de Porfirio Días para celebrar el centenario del inicio de la Independencia. Fue declarado por la Unesco en 1987 "monumento artístico de la humanidad". Su escenario tiene 24 metros de largo y un telón anti fuego, único en el mundo, que pesa 24 toneladas, elaborado por la casa Tiffany de Nueva York, y que se armó como si fuera un enorme rompecabezas.

Lola Beltrán fue la primera en cantar con mariachi en ese recinto, algo que fue censurado por los críticos de arte, ya que el sitio se reservaba para la élite del bel canto: María Calla, Luciano Pavarotti, Plácido Domingo, así como para las grandes sinfónicas y ballets del mundo.