Consumiendo o adquiriendo un producto artístico

Consumiendo o adquiriendo un producto artístico

Al hacerlo se contribuye al desarrollo de la cultura, el arte y la economía local y nacional; se fortalece el patrimonio individual, se adquiere estatus quo y se reconoce la capacidad creadora del artista. La circulación de bienes artísticos a través de los diferentes centros distributivos públicos y privados son benéficos para las entidades sociales porque representa la riqueza de sus valores culturales.