Brexit, positivo y esperanzador

Brexit, positivo y esperanzador

No hay lugar para la confusión y las dudas. La decisión de un poco más de la mitad de los ciudadanos británicos de abandonar la Unión Europea, el llamado Brexit, es una cosa positiva, buena, plausible, gratificante, experanzadora. Y esto es así por varias y poderosas razones. Una de ellas porque es un golpe demoledor para Ángela Merkel, implacable promotora de las políticas neoliberales que implican el empobrecimiento de las clases trabajadoras y mayor riqueza para los grupos sociales ya de por sí muy ricos: el tristemente célebre uno por ciento dueño de todo.